akenat�n

Al rey Amenhotep III le sucedi� en el trono su hijo Amenhotep IV (1.364-1.347 a. J.C.). Era hijo de Amenhotep III y de la reina Tiyi o Teie.

Aunque se conoce poco de su infancia, �sta debi� transcurrir en el palacio de Malgatta, en Tebas.

Si bien en la corte de Amenhotep III abundaban personas de gran val�a, parece ser que Amenhotep, hijo de Hapu, ejerci� una gran influencia en la educaci�n de Amenhotep IV.

�Subi� al trono a la muerte de su padre, o hubo un per�odo de corregencia? Esta cuesti�n ha suscitado amplios debates entre los expertos en egiptolog�a, sin que en la actualidad se haya dado una respuesta definitiva. Cuando Amenhotep IV ascendi� al trono tendr�a entre 16 y 24 a�os, y probablemente estar�a casado ya con Nefertiti, la gran esposa real que tanta importancia tendr�a en su �poca y que tanta fascinaci�n ha provocado posteriormente.

Fruto de esta uni�n nacieron sies hijas: Mery-At�n, Meket-At�n y Ankhesenpa-at�n (nacidas en Tebas), Nefer-Neferu-At�n, Nefer-Neferu-Ra y Step-en-Ra.

Al ser coronado adopt� los t�tulos tradicionales. Durante los primeros a�os de reinado prest� especial atenci�n a Heli�polis y a su clero (como lo hicieron los faraones que prepararon el camino para el atonismo), con el fin de frenar las ambiciones tebanas, cuyo clero cada vez ten�a m�s poder, y tambi�n debido probablemente a la cercan�a de los heliopolitanos al ideal solar del rey. Hizo construir varios templos en Karnak para dar culto al dios solar y se autoproclam� gran sacerdote.

En el a�o sexto de su reinado el rey Amenhotep IV cambia su nombre por el de Akenat�n que significa «Servidor de At�n» y proclama su adhesi�n al dios At�n, quien en adelante proteger� a la realeza. Al estar la pol�tica inseparablemente unida a la religi�n, este hecho modifica el destino de Egipto. Construye una ciudad que denomina Aketat�n «el horizonte de At�n (actualmente llamada Tell-al-Amarna) y traslada all� la capital del reino.

Akenat�n intenta eliminar el culto a los dem�s dioses, destruyendo sus nombres, pero cometi� un gran error al intentar suprimir el culto a Osiris ya que el pueblo estaba muy unido a esta religi�n del culto al m�s all�.

Todos estos cambios de culto, capital y forma de vida, hizo que descuidara sus obligaciones en pol�tica exterior, con lo que Egipto fu� perdiendo fuerza e influencia en otros pueblos, volvi�ndose paulatinamente desfavorable la situaci�n internacional para Egipto.

En el a�o doce de su reinado su esposa Nefertiti desaparece de la escena social y pol�tica, sustituy�ndola como esposa principal su hija Meritat�n.

Antes de morir Akenat�n asoci� al trono a Esmenjkare. Esta corregencia dur� casi dos a�os.

Akenat�n muri� en el a�o dieciocho de su reinado, y es casi seguro que fu� enterrado en la tumba que �l mismo se hizo construir en la necr�polis de Tell-al-Amarna. Su cuerpo, no obstante, nunca fu� encontrado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Jose Antonio BecerraCarmona .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios Loading.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí la Política de Cookies